Inicio Fútbol Internacional Revolución silenciosa en Inglaterra

Revolución silenciosa en Inglaterra

48
0
Compartir
during the FIFA 2018 World Cup Qualifier between England and Lithuania at Wembley Stadium on March 26, 2017 in London, England.

Jóvenes talentos como Kane, Rashford, Sterling o Dele hacen soñar a los ingleses con poder llegar a tocar la gloria en Rusia

La selección inglesa ha cambiado desde la llegada de Southgate al banquillo. Se está a empezando a forjar una identidad, cosa que en los últimos años no sucedía. El impacto del míster se ha dejado ver en las convocatorias, donde los jóvenes han ido ganando el puesto a los más veteranos.

La marcha de Allardyce fue un golpe duro para todos los miembros del combinado nacional. El entrenador por el que poco tiempo antes se había apostado, dejaba su cargo debido a diversos escándalos relacionados con las apuestas y los amaños del pasado. Los Three Lions quedaban huérfanos, sin un líder que los guíase tras su vergonzosa eliminación ante Islandia en la Eurocopa.

Gareth Southgate, quien era el entrenador de la sub 21, asumiría el mando temporalmente hasta que se encontrase un nuevo encargado. Pero al ver sus buenas actuaciones, los directivos de la F.A decidieron dejarle a él el puesto. Aquí, sin hacer mucho ruido, empezó la renovación de la plantilla.

¿Qué mejor forma de ir acoplando jóvenes talentos a la selección absoluta que nombrando a alguien que los conoce de primera mano? A Southgate no le tembló el pulso a la hora de dar plena confianza a sus pupilos menos experimentados. El caso más sonado es el de Marcus Rashford, quien, a pesar de no ser un fijo en el once del Manchester United, es una de las actuales estrellas del combinado nacional, cargando varias veces el equipo a sus espaldas.

La muestra de fe más sonada y reciente es la del nombramiento de Harry Kane como capitán de los Three Lions. En la última jornada de clasifiación al Mundial, Inglaterra disputaba un partido crucial ante Eslovenia. Si ganaban estarían este verano en Rusia. Ante este gran reto, el entrenador accedió a las peticiones populares y le otorgó el brazalete al delantero estrella del Tottenham. No defraudó, pues anotó el único tanto del partido y el que sellaba el pasaporte a la gran cita veraniega.

Harry Kane es, sin duda alguna, el mejor jugador inglés del momento. Y aunque no lleva más de 4 temporadas en la élite, ya es uno de los máximos anotadores de la Premier League de los últimos años. Además del ariete de los Spurs hay otra gran cantidad de jugadores jóvenes que tienen mucho presente y futuro, véase Sterling, Dele Alli, Rashford, Stones, Dier o Pickford.

Esta es la generación que representará este verano al país británico, aunque también estarán acompañados por algunos veteranos curtidos en mil guerras como son Vardy, Defoe, Cahill o Hart.

No será nada fácil que lleguen a ganar el ansiado Mundial pero una cosa es segura, Inglaterra está cambiando. La llegada de Southgate ha sido el detonante mayor, pero los triunfos en categorías inferiores como la sub 19 o la sub 20 son el fuego que está incendiando la llama de la revolución. Hay que evitar los errores de antaño, olvidar los fantasmas del pasado y labrar un camino hacia el futuro. De esta forma, tarde o temprano, la gloria se acercará a los Three Lions.

 

 

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here